Un tiburón blanco entra en la jaula para turistas y pasa… ESTO

Este tiburón blanco entra en la jaula para turistas y pasa… ESTO.

Observar de cerca a los tiburones blancos se está conviertiendo en una práctica habitual para los amantes de la naturaleza que visitan algunas zonas marítimas de Sudáfrica, Australia o México.

Y es que la fascinación por estos escualos no deja de crecer según pasan los años. Sí, incluso antes del estreno de la mítica ‘Tiburón’ (‘Jaws’) de Steven Spielberg, ya antes existían numerosas obras de literatura, música o cine dedicadas a estas salvajes criaturas. Y desde entonces todo ha ido a peor, con producciones locas como las series de Asylum de ‘Megashark’ o ‘Sharknado’ o webs dedicadas únicamente a coleccionar gifs y vídeos de tiburones blancos.

Todos los fans de los tiburones (y los que no se reconocen como tales porque el acojone les puede) han vibrado de lo lindo cuando esta semana, en la costa oeste mexicana un gran tiburón blanco se colaba dentro de una jaula de turistas debido al mal uso de un gran trozo de atún usado como cebo. Porque, como podéis ver un poco más abajo, el vídeo es totalmente terrorífico.

Afortunadamente (y casi de milagro) no hubo que lamentar muertos o heridos, ya que el propio tiburón en todo momento estuvo más preocupado en salir de la trampa en la que se había metido sin querer que en atacar al turista que se encontraba en ella. Algo lógico, ya que su morfología les impide ver cuando tienen la boca abierta y necesitan movilidad continua para no asfixiarse debido a su propia masa corporal.

Este vídeo con el ataque de un tiburón ha invitado a una reflexión mayor sobre este tipo de prácticas, ya no solo por la seguridad de los turistas, sino de la propia población local, que ve como los tiburones blancos se acercan más a sus playas de lo que nunca han hecho antes, atraídos por los cebos de este tipo de embarcaciones turísticas.

El vídeo de un tiburón entrando (y saliendo) de una jaula de observación para turistas es tan espeluznante que hubiese sido extraño que no se hubiese convertido en una auténtica sensación de internet. Que no te corte la digestión.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR